All posts tagged: Productos y servicios

¡Ya tenemos perrito! ¿Y ahora? Cómo nos repartimos las tareas para cuidar al integrante peludo de nuestra familia

Mi primera hija es peluda y tiene cuatro patas. Ya les compartí la historia de cómo escogimos al tercer miembro de nuestra familia, así que ahora les contaré qué pasó desde el primer día en que Athina llegó a la casa el 7 de mayo de 2010, cuando apenas tenía tres mesesitos y era tan chiquita que dormía la siesta en las pantuflas de mi esposo.

TIPS PARA CELEBRACIONES MÁS VERDES Sin sacrificar nuestra paz mental ni la practicidad

Este post no es patrocinado por ninguna de las marcas mencionadas.  A inicios de mes, Fabián cumplió tres años y, alentada por nuestra amiga Lucía Cabrera, decidí buscar formas de hacer la celebración lo más amigable con el planeta posible. En retrospectiva, pude haber mejorado muchas cosas (especialmente las sorpresas), pero esta celebración me motivó a hacer conciencia de cuánto plástico utilizamos “para no complicarnos la vida” y cómo realmente no es nada complicado dejar de usarlo. Simplemente necesitamos estar conscientes, buscar opciones y hacer un par de ajustes.

De Fiesta con SMG Así celebramos nuestro primer aniversario

Mientras se acercaba la fecha de nuestro aniversario, pensábamos en qué podíamos hacer para festejar con las personas más cercanas a nuestra experiencia en SMG. Empezamos con una fantasía sobre lo que queríamos para ese día, y poco a poco empezamos a cotizar, a hacer presupuestos y a tocar puertas. Luego comenzamos a hacer nuestra lista de invitadas, que empezó con diez y terminó con cuarenta, por si algunas no podían llegar. Ya conocen ese sentimiento de “corazón en mano” como cuando uno, de adolescente, invitaba a su fiesta de cumpleaños y tenía pesadillas con que nadie llegaba.

HUEVOS BENEDICTINOS CON SALSA HOLANDESA El desayuno de las ocasiones especiales

Cuando estudié cocina, una de las pruebas de fuego era la salsa Holandesa.  Eso y batir a pura mano una tanda de clara de huevos a punto de nieve; el chef llegaba y le daba vuelta al bol sobre nuestra cabeza y nada debía resbalar sobre nosotros… no todos lo lograban.  Hacer la salsa Holandesa requiere un control bárbaro sobre la temperatura (se hace a baño María), un buen brazo, ya que se bate con una mano mientras la otra sostiene en su lugar el bol, y tiempo.  La recompensa es una salsa untuosa, con un sabor ligeramente ácido y un toque mínimo de pimienta cayena, sólo para que le haga cosquillas a la lengua.  Por si eso no fuera lo suficientemente complicado, debido a que lleva yema de huevo cruda, la salsa hecha debe utilizarse inmediatamente, es imposible de recalentar y si la echamos a perder durante la elaboración, pues no hay forma de recuperarla… simplemente la tiramos a la basura y comenzamos de nuevo. Osea, es una salsa que he hecho una sola …

¡Bravo, bravo, bravo, bravísimo, bravo! Nuestra experiencia en Gymboree

¡Bravísimo, bravo! Bravo, bravo, bravo, lo hiciste muy bien.